jueves, 26 de agosto de 2010

Buenas intenciones

Se que estáis esperando algunas fotos. Llegarán, llegarán, pero por ahora es el momento de las buenas intenciones. Generalmente esto se hace en enero, pos bueno, pos vale, yo lo hago en agosto...¿algo que objetar? En septiembre empezaré dos cosas. Una relativamente fácil, hacer ejercicio...en concreto natación, a ver si consigo con algo de plan y el ejercicio bajar el peso a dos dígitos. La otra...me va a resultar muy pero que muy difícil...he prometido ser … amable.
Tengo la manía de decir lo que pienso en cualquier momento, sin importarme quien esté delante. Ello me ha acarreado algún disgusto y sobre todo que muchas personas, muy queridas, no estén cómodas a mi lado, por lo que he decidido, a petición de alguien más que muy especialmente querido, que seré amable. Sé que tendré que morderme la lengua en más de una ocasión y que en otras tendré que emplear un lenguaje más amable, más políticamente correcto y sobre todo que tendré que matizar muy mucho de qué hablo y con quién... por otra parte también es buen momento para desligarse de manías y obsesiones laborales,,, Sé que no será fácil, sé que tendré que poner toda mi atención e incluso pedir ayuda a los amigos...pero con algo de suerte lo lograré. Al menos eso espero.