lunes, 20 de octubre de 2008

Para mi

Hoy escribo para mi. Resulta extraño que sea para mi, en un lugar público, pero…
Hoy tengo la necesidad de reconfortarme un poquito. Como dice la canción que he puesto ahí al lado, veinte años no son nada.
Veinte años y los recuerdos son vívidos, como si aún fuese ayer, veinte años y …Ya no hay amargura, ya no más frustración, queda un dolor hondo, seco y la añoranza, saudade mucha saudade. Es curioso el tiempo, puede con casi todo y aquello con lo que no puede, lo atenúa, lo dulcifica y junto con las lágrimas te queda una sensación de placidez, de tranquilidad y una leve sonrisa de aceptación, de sumisión ante lo imposible. 20 años. Que hermosos serían esos 20 años. Que hermosos han sido estos 20 años, que hermosos y duros y fructíferos y frustrantes serán los próximos 20. Espero poder recordarlos en su momento, y estoy seguro que las sensaciones, los sentimientos serán los mismos. Y volveré a tararear el tango, “que veinte años no son nada” y son toda una vida.
Hoy escribo para mi, para mi alma, para esa parte de mi que el amigo Pantagruel no sabe o no puede localizar pero que todos sabemos donde está. Hoy escribo a mi corazón, a mis recuerdos, con una leve sonrisa en los labios y el estómago encogido y dolor en el pecho, hoy es solamente para mi y mis recuerdos.

13 comentarios:

Likuid dijo...

Siento invadir este íntimo momento pero: ¡FELICIDADES!

Malo Malísimo dijo...

No es mi cumple, ese ya pasó, pero por ahí, más o menos, van los tiros. De todas maneras, GRACIAS.

Likuid dijo...

¿Quién ha dicho que un "felicidades" solo es válido para cumpleaños?

Malo Malísimo dijo...

Ahí me has pillado, y denuevo gracias.

Paco Centeno dijo...

¡Qué intensidad de sentimientos!. Ya tengo padre, pero no me importaría que fueses mi segundo padre. Eso es amor de padre.
Ánimo y dulces piquitos llenos de sensibilidad

Hitos dijo...

No es solo para ti, lo compartes con nosotros y eso nos hace grandes (a nosotros, al menos a mi)

No se que te pasó hace 20 años, pero parece que ya lo tienes asimilado. Es verdad que el tiempo lo cura todo o nos hace ver las cosas de otra manera.

Muchos besos y gracias por compartir

JOSÉ dijo...

olé, olé y olé.

Te tiro un ramo de rosas.

Un saludo

joaquin dijo...

Beni, para cuando un libro de poesía. Existen por ahí algunos que son infumables. Tú por lo menos trasladas sentimientos.

Me gustas así, pero me gusta más tu acidez, es que si no no eres Malo Malísimo.

Un cordial saludo.

joaquin dijo...

Beni, para cuando un libro de poesía. Existen por ahí algunos que son infumables. Tú por lo menos trasladas sentimientos.

Me gustas así, pero me gusta más tu acidez, es que si no no eres Malo Malísimo.

Un cordial saludo.

Satine dijo...

juers malo, no te pongas tan blandurrón que me emocionas, piquitos virtuales.

Malo Malísimo dijo...

Al igual que nuestro amigo el Ogro verde, estamos hechos como las cebollas, capa sobre capa, y algunas veces, es necesario, bueno y sano, sacar algunas de las más interiores y airearlas. No va ser todo cinismo, retranca y mala leche. De cuando en cuando una leve insinuación de un desnudo..., vamos que resulta hasta erótico.
Sed Buenos

Chuli dijo...

Cuando te pones así pareces hasta humano...

Malo Malísimo dijo...

Pero cuanto cabrito, ya tendrán edad para que termine en on, andan sueltos