lunes, 10 de junio de 2013

¿Hacia donde vamos?



¿Qué está ocurriendo? ¿Hacia donde vamos?
Cada mañana leer la prensa es un mazazo moral, ético e incluso estético.
Cada día el corazón se nos encoge un poco más al ver las noticias y no digamos si la información la recibidos vía televisión, es un auténtico insulto a la inteligencia humana por poca que sea ésta. No, no lo entiendo. No lo entiendo cuando los que en teoría piensan como Yo,  abren su boca. De los demás lo espero, pero hasta me sorprenden.





Nos ha tocado vivir en un esperpento, en una contradicción permanente, en una antinomia peculiar diría que es un hiperbólico retruécano metafilosófico paradójico de autocontradición ética y estética. ( ha quedado chulo ¡eh!) Vamos que ya no sabemos ni cual es la derecha ni la izquierda ni arriba ni abajo. Y no sólo es la política la que está así es la propia sociedad.




Cada día nos desayunamos con alguna muerte unas veces les toca a las mujeres  otras porque el asesino de turno tenía el día tonto y las más son desgracias provocadas por un sino aciago o por la estupidez humana en forma de inconsciente al volante.
De la mujeres, no se, no alcanzo a entender ni tan siquiera a vislumbrar qué ocurre en esas mentes asesinas. Del tráfico...¿no se darán cuenta de lo que hacen? Y bueno del resto de muertes... unas serán dolosas otras serán imprudentes y las más pura venganza.

Día sí, día también vemos las muchísimas y variadas corrupciones, corruptelas y desmanes que surgen como champiñones tras la lluvia, vemos el circo mediático que  organizan y avivan en torno a ellas, observamos a jueces, imputados, políticos y periodistas corear y jalear o atacar con inquina según les toque o no. 



Si repasamos un día cualquiera vemos que para algunos lo que nos está pasando como sociedad y país es un castigo divino, para otros es la panacea de las oportunidades que nos lanzará hacia no sabemos donde y para los más un cúmulo de desgracias. Nadie está conforme con nada, nadie está de acuerdo con el de al lado, nadie apoya a nadie, nadie da soluciones, todo se reduce al conmigo o contra mi.




Entonces ¿Somos una sociedad o simplemente somos gregarios por algún mecanismo biológico que nos impulse a ello? En general he sido o soy más del Buen Salvaje que de Hume y su “homo hominis lupus est” –El hombre es un lobo para el hombre- pero tal y como está el patio te obligan a replanteártelo a diario. ¿Dónde está la Ayuda Mutua? ¿Dónde está la Solidaridad? ¿Dónde está la Caridad?




Y si nos bajamos al suelo, a la cotidianidad de todos los días se observa que como dice un conocido “cada jodío va a su habío” al personal le pierden las ganas y afanes, sus anhelos (merecidos o no) de poder de mando o simplemente de “estar o ser”.
Me preocupa, realmente me inquieta el exceso de vanidad de los individuos y al tiempo la falta de escrúpulos de bonhomía  de afectuosidad de generosidad que demuestran en sus actos y sus ideas.



¡Qué pena no poder sustraerse de todo! ¡Qué pena no poder irse a vivir al campo a 20km de cualquier sitio! ¿Servirá para algo el esfuerzo diario de intentar hacer algo por los demás?


Espero que ese afán que alienta en los corazones de muchos no se agote y nos permita continuar en el surco que se intenta abrir, en ese empeño erróneo o no de pergeñar una sociedad mejor, más justa, más igualitaria de hermandad entre las personas.


15 comentarios:

Temujin dijo...

A mi ya me han amenazado con denunciarme por algunas cosas que he hecho públicas en mi pueblo.
En fin, que denuncien...

Malo Malísimo dijo...

La cosa es bien sencilla querido Temujín, si te sales del camino trazado ya estás jodiendo. Generalmente a algún interesado a a algún tonto util, que son los peores.

Malo Malísimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
María dijo...

Descuida mi querido MALO, que vendrán muchos a decirte que te olvides, que esto es un asco y que no hay por donde cogerlo, esa es la actitud generalizada de los que probablemente no han ayudado de verdad a nadie en su vida y como se ven así, no sé si desde siempre o desde un tiempo a esta parte, suponen a todos igual.

Es frustrante ir de bobo por la vida, porque los que aun creemos en lo mismo que tú, parece ser que lo somos, pues mira, yo..¡¡encantada de serlo!! mejor boba que amargada resentida y además descreída de todo. Yo sí creo que queda gente que hace, se sacrifica y mucho además por los demás, gente que está en su particular lucha, pero como es pequeña ni se ve, pero la hay, me quedo con ellos y como contigo, no te desanimes.

Mira, ayer mismo me encontré con un tipo que desde hace más de medio año, se pasa la vida viaje va y viaje viene a Santiago, pagado de su bolsillo dedicando su tiempo a negociar y solucionar la devolución las cantidades que se les adeudan aun a muchos de sus vecinos en el tema de las preferentes, él hace mucho que recuperó lo suyo ¿crees que se lo agradece alguien? pues no, encima he visto por ahí webs que lo ponen verde justo por eso, porque él ya cobró...hay mucho mezquino miserable que parece solo feliz despellejando al resto, es cierto, pero también hay gente genial, eso ha sucedido y sucederá siempre. Otro que en plena subasta de una vivienda embargada, se la compró al banco para unos vecinos suyos... siempre hay cosas así que te devuelven la esperanza y ni toda la porquería del mundo, ni por muy mal dadas que vengan se terminará la gente así, yo creo en estos que hacen y no se instalan en la queja o la crítica constante.

A veces me pregunto para qué tanto empeño en poner el foco en lo que va mal, que es mucho, si nadie hace nada por resolverlo, si no se hace nada, que al menos hablen de los que ayudan por ejemplo ¿alguien habla de que a la PAH la ha premiado el parlamento europeo? va a ser que no... mejor morbo mugriento, somos así.

Muuchos besos mi querido grandullón, si ves que ahí no encuentras gente maja, te vienes para el norte, tienes el asilo político garantizado:-)


PD
TEMU, si me necesitas silba...ya me voy remangando xD!! tu vas delante con le escudo ¿sí?;-) y por cier, MALO, te ha quedado muy chula esta entrada,,, toda, las viñetas geniales.

Anónimo dijo...

Malo, esto es el reflejo de la sociedad que hemos creado. No hay que dar demasiadas vueltas y tanto tú como yo somos culpables; quizás -sin quizás- yo un poco mas, por años y conocimiento de prebendas que me llegaron a parecer poco éticas pero cuasi normales, ¡fíjate lo que te digo!. Ahora nos toca sacar parte de la mierda que hemos contribuído a que exista. Como ya puedo batallar con mas tranquilidad, me están tocando amenazas que, en estos instantes, me la sudan. Seguro que en tu entorno puedes hacer cosas. Un abrazo.

Novicia Dalila dijo...

Pues yo creo que esto que tenemos no es más que el resultado de lo que hemos sido toda la vida... No sé por qué aquí somos tan poco contundentes y tan blandos con los corruptos, con los que han jugado con nuestra buena fe, con nuestrs confianza, con los que tiran la piedra y ni siquiera esconden la mano... Aquí el que curraba normalmente, el que declaraba a hacienda lo que tenía que declarar, el que iba de legal en todo lo que debía, se le tachaba de gilipollas... Pudiendo defraudar... ¿por qué eres legal?? Por qué trabajar todas tus horas si te puedes escaquear un par de ellas??? Por qué, simplemente, dar un parte al seguro sin ser una avería (robo, pérdida, etc) real?? Pues ese tipo de cosas las he visto yo mucho a mi alrededor. Y claro, así nos va ahora a todos.
Creo que nos va a costar mucho más que a otros superar esto simplemente por la forma que tenemos de ser. Desde el que está más arriba hasta el que está en el subsuelo.

Besos, Malo.

Malo Malísimo dijo...

María, como decía la canción "siempre nos quedará portugal" aunque los vecinos están los pobres tan jodidos o más que nosotros.
Se que no lo parece pero la entrada es para animar a toda esa gente que se entrega día a día a los demás, como mi amigo Carlos y la PAH, Como Gabriel y su lucha con su ONG, como tantos y tantos otros que de manera altruista trabajan y pelean por y para los demás.

Malo Malísimo dijo...

Ricardo, ¡Ay! si nos hubíesemos puesto serios y flamencos en su momento. Pero bueno, aún es posible, habrá que quitar más inútiles de enmedio, remover más obstáculos, pero se puede hacer y además como lo están haciendo tan sumamente mal nos será hasta más facil.

Malo Malísimo dijo...

Novi, hemos confundido la gastronomía con la ideología, las churras con las merinas y ya va siendo hora de poner las cosas en su sitio. Ha fallado por la base los conceptos de "sagrado" de lo público, hemos visto al Estado como un señor gordo con un saco de dinero sin fondo y de repente el saco se secó. Deberemos ser lo que nunca fuimos, escrupolosos con la "res pública" cuidarla y mimarla para de una vez por todas limpiar la casa de mangantes y chorizos y agilizar las cosas que ya está bien de tanta demora.

María dijo...

Meencanta lo que he leído aquí MALO, porque es cierto que más allá de señalar o criticar a los demás, está bien reconocer que todos hemos participado en mayor o menor medida de lo que estamos sufriendo. También yo he hecho cosas mal, por su puesto. Se trata de rectificar, aprender de los errores y hacer cada uno lo que pueda por ayudar, desde donde le toque.

Si empezamos por lo pequeño, quizá cambie lo grande.

Gracias, muchos besos y buen día para todos.





PD
Me da la risa porque solo me ha faltado decir.. Padre confieso que he pecado... bueno, a ver si me llega la absolución algún día jajaja me vale la del Chamán:))

Malo Malísimo dijo...

Maríaaaaa...porque me pillas más liado que la pata de un romano, que si no...pero bueno, "ego te absolvo pecatis in nomine pater et filiis et spiritus sanctis amen" ¿Te parece bien así?

Fernanda Abocadejarro dijo...

La sensación de flotar a la deriva, tan bien descripta por el sociólogo polaco Zigmunt Bauman en su Modernidad Líquida. Es curioso que desde mi paradigma, aquí en el culo del mundo, sienta yo la misma rareza y extrañamiento ante la realidad que veo en le telediario y vivo a diario. Cosas de la aldea global que nos empobrecen cada vez más...

Un saludo!

Fer

Malo Malísimo dijo...

Fernanda, es tu lo dices, un paradigma. Pero no un paradigma al uso. Cuando leemos sobre las grandes civilizaciones del pasado y vemos o creemos ver como vivian en sus grandes ciudades, observamos que seguimos repitiendo los mismos errores, que tenemos los mismos problemas y buscamos identicas soluciones y creo, es mi opinión que nos olvidamos de lo principal, del humano. Un pueblo o una aldea más o menos pequeños pero donde todo el mundo se conoce donde la privacidad hace aguas por los cuatro costados suele ser el lugar donde los humanos son más felices. La Ciudad por contra es antiecológica por naturaleza, antinatural el ser humano se vuelve en ella individuo e individual, no socializa y termina siendo solitario e infeliz. Creo que la huella del clan es demasiado fuerte en nuestro condicionamiento y aún no hemos superado esa etapa evolutiva. Nos encontramos ahora no sólo con que no hemos superado el paso anterior si no que tecnología, marquetin, ideologías más o menos perversas y medios de desinformación han dado un paso más y nos meten de golpe en la aldea global, pero en su aldea global, la mediatica y controlada. El resultado está claro. O bien vas como el burro con orejeras por el camino marcado y sin hacerte preguntas o es un bloqueo emocional e intelectual continuo y una lucha diaria por encontrarse siquiera uno mismo.

Anónimo dijo...

theology on tap dating http://loveepicentre.com/map/ smoking dating
dating a canadian ladies from africa [url=http://loveepicentre.com/map/]st pete dating[/url] c4 carbon 14 carbon dating
senior dating in the bay area [url=http://loveepicentre.com/contact/]just sex dating[/url] free christian bbw dating [url=http://loveepicentre.com/user/trueloveswoman/]trueloveswoman[/url] online dating business plan free sample

Anónimo dijo...

Malo, un problema enorme era haber consentido y seguir consintiendo que la política sea el modus vivendi de montones de ineptos y que los aparatos de los partidos sigan dirigiendo el negocio de muchos y de los aparatich los primeros. ¡Vamos mas de culo que San Patrás!.